Hummus (en árabe, significa garbanzo) es un puré de garbanzos con zumo de limón, pasta de semillas de sésamo (tahini) y aceite de oliva, que según la variante local puede llevar además otros ingredientes (ajos, pimentón…). Es un plato muy popular en Oriente medio. Se sirve habitualmente frío y extendido en un plato con pan de pita o vegetales frescos para mojar.

Al igual que el falafel, esta versión cruda está hecha con almendra, aunque también podría hacerse con garbanzos germinados.

100 gramos almendra cruda
1/3 vaso agua
2 cucharadas tahini
2 cucharadas zumo de limón
2 cucharadas aceite de oliva virgen extra
1 cucharadita ajo en polvo
1 cucharada perejil picado
1 pizca comino entero
1 pizca sal marina
.
Poner las almendras a remojo en agua durante toda la noche. Después escurrir el agua y darles un lavado rápido. En vez de almendras enteras, también se puede emplear la pulpa resultante de hacer leche de almendra (como en El Delantal Verde).
Echar las almendras en el vaso de la batidora, añadir el resto de ingredientes y triturar hasta obtener un paté homogéneo.
Servir a temperatura ambiente, con un chorrito de aceite de oliva, perejil y olivas negras naturales.