La remolacha es una planta cuya raíz y hojas son comestibles. Su color se debe a dos pigmentos, la betacianina y la betaxantina, que resultan indigeribles (por lo que se eliminan) aunque no tóxicos. Su jugo, al mezclarse con la saliva, se transforma en nitrito el cual es transformado por el ácido clorhídrico del estómago en óxido nítrico y éste, por su parte, actúa como reductor de la hipertensión arterial.

Este licuado es un estupendo cócktel de vitaminas y minerales para empezar el día con energías.

2 manzanas
2 zanahorias
1 remolacha
.
Pelar la remolacha y las zanahorias.
Partir la remolacha y las manzanas en cuartos.
Licuar todos los ingredientes con la licuadora, y servir recién hecho.
About these ads